Monday, September 16, 2013

La maldita incertidumbre

Sí, muero de miedo.
Muero de miedo de volver a estar sola en la misma circunstancia. Muero de miedo de saber que la respuesta podría ser muy distinta a la deseo tener.
Me prometí no volver a estar en esa misma situacion y aquí estoy, dos años después con el recurdo de aquella vez, el dolor y el sufrimiento reprimido a medio segundo de salir en forma de llanto incontenible ante esta maldita incertidumbre y la interminable espera.
No puedo y no quiero hablar, no quiero dar explicaciones. Sólo quiero que pase el tiempo, que todo vuelva a la normalidad, que la respuesta llegue sola, que esto sólo sea una forma de la vida para hacerme valorar lo que di por sentado, para hacerme consciente y recordarme lo que ya sé.
Lo pienso una y otra vez, no hay motivos. Quizá es mi sugestión. Pero al segundo vuelve la maldita duda.
No quiero morir de nuevo en vida. Por favor que llegue ya la certeza dando la resolución a mi favor.

Tuesday, April 2, 2013

Lo que en este momento me gustaría decir


1- ¿No te cansas de mentir? WW
2- ¿De vedad crees que te creo? WW
3- Eres peor que la regla de los tres días, ¡desaparécete 21 para que se vuelva hábito! WW
4- ¿Por qué la gente que queremos que se fije en nosotros, no nos mira con los mismos ojos, y las personas que no nos interesan en el ámbito amoroso ahí están, haciendo su lucha para que los miremos al menos una vez? 
5- Un mensaje tuyo me hace tan feliz JC
6- Tengo fe, y realmente espero que un día podamos intentarlo. JC

Tuesday, February 12, 2013

No tenemos la vida comprada


¿Y si mañana descubren que estoy muy enferma y que me estoy muriendo? 
¿Si resulta que las bolas que me salieron de repente en la base de la cabeza son malignas? 
Miles de pensamientos han venido a mi mente. Todo se vuelve tan frágil. En un instante la vida cambia. 

Si mi tiempo estuviera contado, como en realidad está el de todos, ¿haría algo diferente? ¿Qué haría con mi tiempo?
Si bien he dicho lo que pienso y lo que siento, me gustaría seguir haciéndolo hasta el final. No haría nada por compromiso, no perdería el tiempo con personas que no me hacen sentir bien. 
Definitivamente no volvería a pensar en trabajar nunca más, dejaría de preocuparme por ser una mujer de negocios exitosa, con un gran salario y futuro próspero. 
Tomaría el primer avión y me iría a conocer los lugares que aún tengo en la lista, le pediría a mis papás viajaran a algunos lugares conmigo y a otros me gustaría ir sola. 
Le diría a esa persona en la que he depositado mis expectativas y esperanzas  lo mucho que significa en mi vida y quizá le pediría intentarlo, y de ser posible acortaría la distancia. 
 
No puedo decir que comería más, o que probaría cosas diferentes, ni que reiría más, o que diría lo que pienso,
porque siempre lo hago; pero quizá dejaría de lado todas esas cosas de la moral y el deber ser, y sin menor reparo, ni culpas haría simplemente lo que mi corazón quiere. 

Eso es todo, estoy tan satisfecha con mi vida que no podría pedir más. Sólo tiempo de calidad para dejar esta vida con dignidad rodeada de la gente que quiero, como procuro hacerlo todos los días. 


Friday, December 14, 2012

Los últimos seis meses del 2012.

Después de la que llamo "La mejor experiencia de mi vida", es decir vivir en Europa, estudiar la maestría y viajar por el mundo, regresé a México por mes y medio, periodo al que denomino "El peor periodo de mi vida en mucho tiempo".

Esas seis semanas me la pasé llorando, durmiendo, peleando con mi hermana, molesta con la vida, además de correr entre casa y el hospital haciéndola de enfermera de mi madre y de  mi hermana a quienes operaron. No aceptaba que se hubiera terminado, sentía que no encajaba y que yo no formaba parte, vamos ni tenía una habitación para poner mis cosas, ya que mi recámara era la bodega de mi hermana que estaba cambiando su piso. Simplemente todo mal.
Hoy a la distancia lo veo como una nube gris que me tenía cegada, que me tenía fatal y de la que simplemente huí. En cuatro días se resolvió mi problema. El miércoles en la noche compré mi boleto de avión, y el domingo estaba volando para Boca Ratón, Florida, a casa de mis tíos.

Así comenzó mi periodo de "pausa, asimilación, aceptación y adaptación". Yo pensaba que aquí se acabarían mis problemas, pero olvidé lo siguiente: "Everything you're running away from, is in your head", en efecto, olvidé que no se puede huir de uno mismo, olvidé que las cosas cambian y que nunca nada va a ser igual. Ilusamente pretendía que esto fuera igual que España, pero esto no es ni remotamente parecido.
Pasé de la libertad e independencia absoluta en España, a la libertad e independencia con límites en México, a la dependencia total y absoluta en Boca Raton; pasé de las grandes ciudades a un pueblo, de tener amigos y planes a no tener a nadie, sólo una compañera de clases de 75 años, de desvelarme por salir de fiesta a que la luz en casa se apagara a las 9:30 o 10 pm. Pero lo más importante es que pasé de creer que estaba bien, a darme cuenta que llevaba mucho tiempo deprimida, a darme cuenta que no se pude huir para solucionar los problemas y que había reprimido muchas cosas y estas habían regresado.

En resumen estos seis meses en Florida han estado llenos de todo, de mucho descansar, mucho dormir, conocer otras personas, de ir seguido al mar, de leer, de aprender a hacer smoothies, wraps, cafés, de practicar inglés, jugar y aprender de niñitos, de mucha reflexión sobre qué quiero y qué no, de extrañar algunos días y de valorar lo que tengo, de aprender a ser tolerante, de entender procesos mentales que para mi no son lógicos, de conocer puntos de vista que muchas veces no se parecen a los míos, de enfrentar la inmadurez con "madurez", de aprender de otros países, de otras culturas, de darme cuenta de que cuando se quiere se puede, de planear, de pensar en grande, de sentirme sola, y de pronto demasiado acompañada...

Aquí he conocido a personas con un corazón gigante, con sus propios problemas, pero con ánimo de salir adelante. Mis días simplemente han tenido sentido por ir al inglés y compartir con ellos. Se volvieron como una familia multicultural, de la que ya me duele decir hasta pronto. Por esas personas doy gracias, porque han hecho especiales estos días, por mis tíos que me han dado todo su apoyo, pero en especial por mi amiga Andrea, ya que ha sido quien me ha ayudado a adaptarme, a no sentirme sola y a armar una vida en este lugar.

A un mes de volver a casa hoy puedo decir que estoy lista, que ya quiero regresar y que estoy muy agradecida par este periodo de "paz" que tanto necesitaba.
Estoy lista para seguir adelante, ya  he tomado fuerzas  para continuar.
Estoy lista para enfrentar lo que venga con una sonrisa, para decir para decir Sí  a lo que la vida me traiga, y tengo fe en que todo será para bien.
Estoy lista para trabajar para que mis sueños y metas se cumplan.


Saturday, October 20, 2012

Inglés en España

"No puedo con que los españoles pronuncien el inglés como se les ocurre, en vez de hacerlo como es. Dicen: Apple - "Apel" en lugar de "apl"Google - "Guguel" en lugar de "gugl"Estas ni siquiera se escriben como lo hablan!!! ...

Palabras que a pesar de todo, ya superé. WIFI - "Güifi"Microsoft - Micro - soft, no "maicrosoft"

Lo que no supero, ni superaré: Que escriban MéJico, con "J" para que cuando lo lean no se confundan si lo escriben con X y sepan cómo pronunciar... ¡Me muero!

Palabras que me causan mucha gracia: Zoo - Pronúnciese "Zo"Los Crispis - para referirse al cerealPiscina - complejo, pero pronuncian la s, y luego la c como "th"

What I don't have to forget

Today I remembered the reason why I said "NO", why I walked away. Your lies.
The problem is that the time and the distant makes me forget the past, that your few trues made me think that you has change, that you are different now, but unfortunately is not true, you are not and will never change.
That's what I don't have to forget, my peace and mental tranquility are grate far from you. 

¿Así o más cuadrados?!!!!!

Llegamos a comer a un restaurante, pedimos el menú del día, llega la hora del postre y una de mis amigas pide que en vez de la tarta le den las fresas que están en la vitrina. La socia del lugar le dice que no tiene fresas. Mi amiga: sí, ahí tiene, ¿me puede dar esas?La señora: Las fresas no forman parte del menú, son para los batidos (acá licuados). ... Mi amiga: bueno cóbreme una orden extra de fresas Sra.: No es que no te las puedo vender porque son para los batidos, no vendo orden de fresas.Mi Amiga: ¿Me puede cobrar un batido y me da las fresas solas?Sra.: No es que vas a pagar oro por las fresas, el precio es por el batido.Mi Amiga: no importa, ¿Cuánto es? Sra.: No, es que no te las puedo vender así. "Además, ESTE LUGAR SE CONOCE POR SUS TARTAS, NO POR SUS FRESAS"

Restaurante Azul.
Madrid, España